por Felipe Herbage noviembre 11, 2020

Uno de nuestros sueños comunicacionales era poder demostrar a la gente que se podía cambiar la vida de una persona con la basura que botábamos día a día. Luego de contar con las primeras validaciones del filamento reciclado Qactus, fuimos en busca de la Fundación Prótesis 3D para contarles lo que queríamos hacer. Daniela Retamales y Rodrigo Rojas de la fundación prendieron al instante.

Así es como comenzamos a contar el sueño de poder reciclar plástico, para fabricar filamento y luego imprimir una prótesis para niños. Prototipamos en INACAP un video lo que llamó la atención de Cristian Lara de Reciclapp. Cristian estaba trabajando en una campaña para demostrar impacto social y ambiental en torno el reciclaje en retail. Así, junta a actores como PC Factory, Falabella, HP, Conare, Qactus y Fundación prótesis 3D. Todos nosotros éramos parte de esta cadena que transformaba la basura en una oportunidad de vida. El proyecto consistía en que la gente que tuviese impresoras de papel viejas en sus casas podían ir a dejarlas a Falabella o PC Factory como punto de acopio, recibiendo un descuento en su próxima compra de impresora. Estas impresoras eran recolectadas por Reciclapp y transportadas a Conare en Valdivia para procesarlas. El plástico que salía de las impresoras en formato de pellet era tomado por Qactus para la fabricación de los filamentos 3D. Este filamento era tomado por La fundación y se utilizó para fabricar prótesis de brazo para dos niños.

Este proyecto fue realizado una sola vez, pero nuestro deseo es poder realizar más iniciativas como estas en el futuro.

 

Felipe Herbage
Felipe Herbage


Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.

SUSCRÍBETE!